supermercados dia, dia, proovedoresProductos supermercados DIA. Foto DIA Corporate

DIA, calidad y precio cada vez más lejos

La base de cualquier tienda son los productos que vende. El Grupo DIA ofrece en sus 4.713 tiendas en España* artículos con variedad de marcas que complementa con las marcas propias. El grupo de distribución fue el primero que en 1984 introdujo en España el concepto de marca blanca, bajo la cual los supermercados venden una serie amplia de productos, “con calidad al mejor precio”, según rezaba el lema de DIA.

Pese a ser el pionero en la marca blanca, DIA ya no es el líder en el concepto de tienda de descuento, caracterizado por la mejor relación calidad-precio. Un informe de 2017 de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) muestra cómo las distintas enseñas del Grupo DIA (Maxi DIA, DIA Market, La Plaza de DIA) habían subido el precio de sus productos por encima del precio medio de varios de sus competidores. Alcampo, Mercadona, Carrefour y Simply ya eran más baratos que cualquiera de los formatos de DIA, mientras Lidl y Eroski tienen unos precios similares. El antiguo eslogan “Si pagas más es porque quieres” fue sustituido en 2012 por el actual “Calidad y precio están muy cerca”.

El sector está cambiando. Ahora hipermercados como Alcampo y Carrefour ofrecen los productos de marca blanca a menor precio que los supermercados de descuento duro que los introdujeron. Se debe “a los cambios de imagen y de ofertas” de los supermercados de descuento “para acercarse más a los supermercados tradicionales”, según la organización de consumidores.

En su memoria anual, el grupo presume de trabajar a nivel mundial con casi el 90% de proveedores locales (del mismo país en que vende). En 2017 realizó compras a proveedores de marcas del fabricante por 4.864 millones de euros frente a los 3.190 millones de euros de los proveedores de marcas propias. Las ventas relacionadas con las marcas blancas supusieron el 48% del total en España.

Uno de los productos marca blanca ‘estrella’ de DIA es el aceite. La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) denunció ante el Ministerio de Agricultura en 2016 que DIA vendía aceite de oliva a pérdidas, práctica ilegal salvo en productos perecederos próximos a su fecha de caducidad o si se intenta alcanzar los precios de los competidores. La oferta final al consumidor/a del aceite de marca DIA era 2,19 euros por litro frente al precio medio en origen a granel de 2,8 euros, señaló COAG.

Esta oferta le supuso a DIA un incremento de ventas del aceite con descuento, pero también una investigación por parte de la Agencia de Información y Control Alimentario del Ministerio de Agricultura tras la denuncia conjunta de COAG y la Asociación Agraria Jóvenes Agricultores (ASAJA) por una posible adulteración de la calidad del aceite de oliva al mezclarlo con aceite de girasol. Para las organizaciones agrarias, esta reducción de la calidad del aceite podría explicar esos precios bajos.

“La investigación sobre la adulteración del aceite se archivó al no encontrarse nada de nada. En su día ya hicimos públicos todos los análisis de calidad referidos a nuestro aceite y, como quedó probado, no tiene nada de adulterado”, explica la multinacional. Respecto a la acusación de vender a pérdida, la compañía defiende cumplir ”escrupulosamente la legalidad vigente” y señala que en octubre de 2017 el Tribunal de Justicia de la Unión Europea declaró contraria al derecho comunitario la ley española que prohíbe las ventas a pérdidas.

Las denuncias de venta a pérdidas contra DIA se han repetido con la leche de vaca a 0,20 euros por litro en 2016 y el aceite de girasol a 0,68 euros por litro en 2017. El grupo achacó al caso de la leche a un error y defendió que cumplía la legislación que impide vender por debajo del precio pagado a los productores. DIA también ha recibido denuncias por vender arroz, pollo y conejo por debajo del precio de coste.

Proveedores

¿Cómo trata el grupo a los proveedores de sus productos? En 2013, la OCU elaboró un estudio con las siete principales cadenas de supermercados de España. DIA sacó la segunda peor nota en responsabilidad social, al no participar entonces en ninguna iniciativa global de responsabilidad social empresarial ni auditar a sus proveedores extracomunitarios.

Los puntos débiles de ética empresarial señalados por OCU en su estudio de 2013 han sido enmendados, según DIA. La relación con los proveedores está sometida actualmente, según cuenta el grupo en su web, por auditorías “tanto internas como externas” de forma periódica. El Grupo DIA también ha firmado el Pacto Mundial de las Naciones Unidas de responsabilidad social empresarial.  “La relación de Grupo DIA con los proveedores podría derivar en penalizaciones o en la ruptura del contrato si se produce cualquier violación del Código Ético”, explica la multinacional.

Los productores que trabajan con DIA “reconocen que han recibido muchos disgustos” de esta gran corporación de la distribución. “Las ofertas abusivas, el uso de determinados productos como reclamo” y la mencionada venta a pérdidas ha llevado a la Unión de Pequeños Agricultores (UPA) a denunciar “en muchas ocasiones” a la multinacional. No obstante, las relaciones entre proveedores y DIA han mejorado. Esta asociación de agricultores reconoce que los intentos de diálogo ”han sido respondidos positivamente”. “En los últimos meses no hemos detectado prácticas que puedan ser objeto de denuncia ante las autoridades. En todo caso, permanecemos vigilantes”, afirma UPA.

La aplicación pendiente de la sentencia europea podría legalizar en España la “práctica comercial desleal”, tal y como la califica la UPA. Pero en el Parlamento Europeo la eurodiputada socialista Clara Aguilera trata de extender la prohibición de la venta a pérdidas a todo el territorio de la Unión Europea.

“Los pequeños agricultores y ganaderos no pedimos a DIA nada que no pidamos al resto de la cadena agroalimentaria: que se comporten con responsabilidad, siendo conscientes de que sus acciones repercuten en el resto de eslabones y que las ofertas muy radicales se traducen irremediablemente en pérdida del valor del producto, llevando a que los productores muchas veces ni cubramos los costes de producción”, pide la UPA.

En Ginebra (Suiza) la empresa española tiene dos compañías, DIA World Trade e ICDC Services, para rebajar los costes que tiene que pagar por los productos que finalmente venderá en tienda. DIA asegura que DIA World Trade se crea en 2012 “para la negociación más general con los grandes proveedores de acuerdos de carácter internacional” y que ICDC Services nace en 2015 “para la negociación conjunta con grandes proveedores”.

ICDC Services pertenece a un 50% al Grupo DIA y a la cadena de supermercados francesa Casino. La localización en Suiza no es casual, según el grupo: “Es ahí donde están todos los grandes proveedores y donde se negocian los acuerdos internacionales, muy habitual en todo el sector de la distribución mundial”, aclaran.

Otra sociedad creada para negociar de forma conjunta con proveedores, en este caso a nivel español, fue Red Libra Trading Services, fruto de un acuerdo entre Grupo Eroski y Grupo DIA en abril de 2017. Con esta compañía con sede en Madrid, DIA buscaba “maximizar la relación calidad-precio ofrecida al consumidor”. Del precio ofrecido a los productores no dice nada. El matrimonio de conveniencia entre DIA y Eroski se remontaba a 2015, cuando “acordaron colaborar para mejorar las condiciones de negociación con los grandes proveedores de marcas nacionales e internacionales para el mercado español”.

El pacto DIA-Eroski se rompió en abril de 2018, tras denuncias de la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB), la patronal de la industria alimentaria, y la asociación Promarca ante la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) y la AICA del Ministerio de Agricultura y Pesca porque dicha alianza podría vulnerar la legislación vigente. La AICA ha resuelto con un expediente sancionador a DIA por 88 infracciones graves, de las cuales 44 son por revelar información confidencial, 34 por exigir pagos adicionales a los proveedores, que incluyen multinacionales como Nestlé y Danone, y 10 por modificar las condiciones contractuales no pactadas expresamente por las partes. DIA se enfrenta a una multa cercana a las 6,5 millones de euros pero la sanción está recurrida por la compañía ante la Audiencia Nacional. El organismo dependiente del Ministerio de Agricultura considera agravante la supuesta reincidencia de DIA.

*Datos de finales de septiembre de 2018

CONTINUAR LEYENDO

¿Sabes que ‘La Marea’ rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

MÁS ARTÍCULOS DE ¿Quiénes?

Las franquicias, junto con la proximidad y el precio, son los tres factores que, combinados, conforman la columna vertebral del… Leer más

A diferencia de sectores estratégicos y sujetos a una fuerte regulación, la industria de la alimentación y la distribución no… Leer más

DIA es una de las marcas más conocidas por el público en España gracias a su gran presencia en todos… Leer más

Fermín Grodira


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.