El rey Juan Carlos e Ignacio Galán durante la inauguración de la planta de Iberinco en Riga. Foto: Iberdrola.El rey Juan Carlos e Ignacio Galán durante la inauguración de la planta de Iberinco en Riga. Foto: Iberdrola.

Iberdrola, en la lista negra del Banco Europeo de Inversiones

La energética Iberdrola aparece ya como una de las cuatro empresas que integran la lista negra del Banco Europeo de Inversiones (BEI). Desde diciembre de 2017, esta compañía del Ibex 35 tiene vetado el acceso a programas de financiación del BEI debido a un escándalo de corrupción que salpica a una de sus filiales en Letonia, una prohibición que durará hasta diciembre de 2018, según la información publicada por la entidad europea, pero que no afecta a los créditos millonarios otorgados a Iberdrola hasta esa fecha. En 2015, la multinacional ya había sido vetada por el Banco Mundial, también por el pago y recepción de sobornos y otros delitos económicos.

La decisión del BEI viene motivada por un caso de corrupción que involucra a los negocios en Letonia de Iberinco, filial de Iberdrola (integrada en su matriz). El caso se remonta a 2006, cuando Iberinco ganó un contrato de 300 millones de euros para construir y mantener una planta de ciclo combinado en Riga, capital de ese país. La planta, financiada por el BEI, fue inaugurada en 2009 y contó con la presencia de numerosas autoridades, entre ellas el rey Juan Carlos, aunque Iberdrola eliminó la nota de prensa de ese evento de su portal web. En aquel entonces, se trató del mayor contrato obtenido por una empresa española en un país de Europa del Este.

Sin embargo, en 2010 la Justicia de Letonia inició un juicio contra Iberinco, la estatal letona Latvenergo, la francesa Alstom y la turca Gamma (también sancionada por el BEI) tras comprobar que varios ejecutivos habían pagado sobornos a altos cargos letones para obtener contratos públicos en condiciones ventajosas. Finalmente, en 2014 los tribunales del país báltico condenaron a Iberdrola a una multa de 1,6 millones de euros por pago de sobornos para amañar la concesión de contratos públicos, una noticia que no consta en las hemerotecas de los principales diarios españoles.

Tras conocerse el caso, el presidente de la eléctrica, Ignacio Sánchez Galán, destituyó a la cúpula directiva de Iberinco y anunció mejoras en los controles internos de la compañía, según informó El Confidencial. Sin embargo, la energética aún no ha reconocido que aquellos despidos estuvieran motivados por este escándalo. Uno de los ceses más sonados fue el del abogado del Estado en excedencia y exprofesor de ICADE Julián Martínez Simancas, por entonces responsable del área jurídica de Iberinco.

“El BEI tiene una política de tolerancia cero contra el fraude, la corrupción, la conspiración, la coerción, la obstrucción, el lavado de capitales y la financiación del terrorismo en relación con sus actividades y proyectos”, señala la institución en su página web. Aunque la información sobre los sobornos de Iberinco en Letonia ya había salido a la luz, la decisión del BEI de excluir a Iberdrola en sus líneas de crédito no se hizo efectiva hasta el pasado mes de diciembre, por lo que en junio de 2017 la entidad europea no tuvo problemas para conceder a la multinacional un crédito en condiciones favorables por valor de 500 millones de euros, supuestamente destinados a modernizar sus redes de distribución eléctrica e instalar contadores digitales en España. “El BEI es, desde su fundación, una de las fuentes de financiación tradicionales del grupo Iberdrola”, reconoce la compañía en su web. Ante las preguntas de La Marea acerca de este caso, Iberdrola remite al comunicado oficial del BEI.

En los últimos años, el BEI concedió numerosos créditos de más de 100 millones de euros y en condiciones favorables a Iberdrola para investigación, construcción y mantenimiento de infraestructuras eléctricas en Europa y América Latina, una región donde la compañía ha sido acusada de una larga lista de posibles violaciones de derechos humanos y medioambientales. Entre los préstamos para Iberdrola de mayor cuantía están los 650 millones  concedidos en 2010 para proyectos en Reino Unido. La firma de ese acuerdo la protagonizaron Sánchez Galán y la entonces vicepresidenta del BEI, Magdalena Álvarez, hasta 2009 ministra de Fomento socialista, entre otros cargos. Álvarez dimitió del BEI en 2014 tras ser imputada en el caso de los ERE fraudulentos en Andalucía y fue sustituida por el español Román Escolano, exdirectivo de BBVA y antiguo director del gabinete económico del presidente José María Aznar, entre otros cargos.

Sobornos y rutina

Desde 2004, Iberinco ha protagonizado otros escándalos por el pago y recepción de sobornos para obtener favores en naciones como Malta, Albania y Venezuela. El caso de este último país fue publicitado en su día por el entonces ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, como “un éxito” de la eléctrica española, una de las tres compañías que integran el oligopolio eléctrico español. Sin embargo, fue el caso de Albania el que llevó al Banco Mundial a incluir a Iberdrola en su lista negra de multinacionales vetadas de sus líneas de crédito.

En 2015, el Banco Mundial condenó a Iberinco por ‘mala praxis’ tras comprobar que varios ejecutivos de esta filial de Iberdrola habían aceptado sobornos en Albania. Previamente, en 2004 y 2005, el Banco Mundial había concedido nueve millones de euros a Iberdrola para construir subestaciones eléctricas en ese país balcánico. Este caso de corrupción llevó al Banco Mundial a excluir durante un año a Iberdrola como posible candidata a sus líneas de crédito, y le impuso como castigo la devolución de 350.000 euros al Gobierno albanés. La eléctrica española aceptó el acuerdo sin presentar recursos.

Los pleitos de Iberinco en Estados Unidos, Argelia y Kenia por sobrecostes en obras públicas también deterioraron la reputación de Iberdrola, hasta que finalmente en abril de 2017 decidió cambiar el nombre de Iberinco, que pasó a llamarse Iberdrola Ingeniería, una estrategia habitual en el mundo de los negocios cuando la imagen de una marca se ver perjudicada por este tipo de controversias. En febrero de 2018, la organización privada Ethisphere nombró a Iberdrola como una de las 135 compañías más éticas del mundo junto con otras empresas con problemas de reputación, entre ellas Starbucks, L’Oréal, Schneider, y US Bank.

Entre las polémicas protagonizadas por Iberinco en el pasado también destacan el nombramiento como consejero de Ignacio López del Hierro, esposo de la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, y el expresidente del Parlamento vasco, Juan María Atutxa.

Del consejo de Iberdrola a la cúpula del BEI

Al menos dos altos cargos de Iberdrola han hecho carrera previamente en el BEI. Uno de ellos es Fernando Bécker, director corporativo de Iberdrola España hasta el pasado 7 de febrero, cuando anunció que abandonaba su cargo tras 18 años en la compañía. La decisión fue anunciada el mismo día que el ministro de Economía, Luis de Guindos, lanzó oficialmente su candidatura para optar al puesto de vicepresidente del Banco Central Europeo. El nombre de Bécker aún suena entre los posibles candidatos para sustituir a de Guindos. Previamente Bécker había formado parte del consejo de administración del Banco Europeo de Inversiones. También fue consejero de Economía y Hacienda de la Junta de Castilla y León, gobernada entonces y ahora por el Partido Popular.

Otro nombre destacado que ha pasado por la cúpula de Iberdrola y la entidad con sede en Luxemburgo es José Gasset Loring, actual director de Relaciones Internacionales de la eléctrica española y exconsejero del Banco Europeo de Inversiones. Gasset preside la Cámara de Comercio Brasil-España, un puesto desde el que frecuentemente elogia las privatizaciones y recortes públicos que promueve el presidente no electo de Brasil Michel Temer.

CONTINUAR LEYENDO

¿Sabes que ‘La Marea’ rechaza la publicidad sexista y la del Ibex35?

Un medio debe ser tan libre como coherente.

Protege nuestra independencia.

SuscríbeteHaz una donación

josé bautista

josé bautistaRedactor de economía e internacional, centrado en el proyecto YoIbextigo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *