dossier técnicas reunidas; brecha salarial en Técnicas ReunidasEl logotipo de Técnicas Reunidas durante la reunión anual de accionistas de la compañía en Madrid, en 2016. ANDREA COMAS/ REUTERS

[DOSSIER]: Técnicas Reunidas, negocios en países dictatoriales y escasa rentabilidad

El 21 de junio de 2019 Técnicas Reunidas abandonaba el IBEX 35 con una cotización de 23,44 euros por acción y su lugar lo ocupaba Más Móvil. La acción de la multinacional valía la mitad de cuando entró en el IBEX en abril de 2008. De esta manera, la compañía española de ingeniería y construcción de plantas industriales presidida por José Lladó dejaba el IBEX 11 años después de su entrada.

Con el 75% de sus proyectos desarrollados en Oriente Medio, las cuentas de esta empresa industrial depende en gran medida del precio del petróleo y la geopolítica: a mayor coste, mayor cotización en bolsa y viceversa. 2019 ha supuesto una bajada del precio del barril de Brent y por lo tanto de las acciones de Técnicas Reunidas, lo que le ha valido ser expulsada del selectivo de 35 empresas españolas.

Técnicas Reunidas opera en monarquías absolutas como Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos y Omán, democracias formales gobernada con puño de hierro como la Argelia comandada por Abdelaziz Buteflika hasta abril o la cada vez más autoritaria Turquía de Recep Tayyip Erdogán. En Arabía Saudí, una dictadura hereditaria capaz de asesinar a disidentes fuera de sus fronteras, la empresa de los Lladó emplea a 1.074 personas, casi el 12% su plantilla.

Pese a su más de 1.000 plantas industriales construidas en más de 50 países a lo largo de casi 60 años de historia, Técnicas Reunidas era una de las empresas más desconocidas del IBEX 35. Más célebre es su presidente fundador y principal accionista con un 37%: José Lladó Fernández-Urrutia. Lladó, además de ser hijo del presidente del Banco Urquijo, ocupa el puesto 51 entre los más ricos de España según El Mundo. Estudió en el Colegio Nuestra Señora del Pilar de Madrid, fue ministro de Comercio y de Transportes y Comunicaciones en los dos gobiernos preconstitucionales de Adolfo Suárez y posteriormente embajador de España en Estados Unidos.

Técnicas Reunidas fue beneficiaria del proceso de privatización de sociedades públicas. En el año 2000 el gobierno de José María Aznar vendió el 50% de la empresa pública INITEC a la empresa de Lladó. La compañía desarrollaba proyectos de plantas industriales, entre otras áreas. INITEC generó un beneficio neto de 358 millones de pesetas el año antes de ser privatizada por un precio de 5.000 millones de pesetas (30 millones de euros de 1999). Un negocio ruinoso para el Estado, ya que un informe del Tribunal de Cuentas concluyó que la venta supuso unas pérdidas de casi nueve millones de euros para las cuentas públicas. Cuatro meses después de su privatización, se aprobó un expediente de regulación de empleo (ERE) que supuso que 146 de sus 865 empleados dejasen la empresa, cerca del 17% de la plantilla.

El segundo de abordo es Juan Lladó Arburúa, consejero delegado, vicepresidente primero e hijo del fundador de la compañía. Su hermano José Manuel también forma parte del consejo de administración. El órgano que toma las decisiones de Técnicas Reunidas tiene más hermanos que mujeres: Petra Mateos-Aparicio Morales es la única frente a 13 hombres. Mateos-Aparicio se incorporó en 2016 y, hasta entonces, TR era la única empresa del IBEX 35 sin mujeres en su consejo de administración.

Aun con una mala situación bursátil y un reducido margen de beneficio neto del 0,3%, el consejo de administración fue remunerado con el equivalente al 34,6% del beneficio neto de la empresa en 2018, en total 4,98 millones de euros, el mayor porcentaje de todo el IBEX 35. Los ingresos de los consejeros han crecido pese al desplome de los beneficios, que en 2018 fueron 14,4 millones de euros. En 2014 se remuneró con 2,35 millones de euros a los miembros de consejo de administración frente a unos beneficios netos de 134,5 millones de euros. Los pagos a los consejeros equivalieron sólo al 1,75% de los beneficios de ese ejercicio.

La otra cara de la moneda: el 54,8% de los trabajadores de Técnicas Reunidas son temporales. La brecha salarial es de 20 puntos: las mujeres cobran menos que los hombres en la compañía en todas las categorías profesionales pese a tener menor temporalidad.

CONTINUAR LEYENDO

¿Crees que este artículo se podría publicar sin…

la independencia que nos da ser un medio financiado por personas críticas como tú? En lamarea.com no dependemos de anuncios del Ibex35, ni de publirreportajes encubiertos. No es fácil, pero desde 2012 estamos demostrando que es posible.

Lamarea.com está editada por una cooperativa que apuesta por el periodismo de investigación, análisis y cultura. Y que cuenta con una #AgendaPropia. Llevamos años hablando de otro modo de la crisis climática, de feminismo, de memoria histórica, de economía, del auge del neofascismo… Podemos hacerlo porque miles de personas se han suscrito a nuestra revista o avalan nuestros proyectos. Ahora puedes unirte a esta comunidad. Entra aquí

Fermín Grodira


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.